sábado, 16 de mayo de 2009

El principio

El punto de cruz es un tipo de bordado a hilos contados que consiste en ir contando los hilos del tejido sobre el que se está trabajando y realizar un dibujo o diseño concreto mediante puntadas diagonales, una encima de otra que forman una cruz.

Se borda sobre telas de trama uniforme, que tengan el mismo número de hilos por centímetro de tela, formando cuadrículas fáciles de distinguir.
Clases de telas:

1.-Tela Aida:
Es el tejido más empleado en los bordados de punto de cruz y uno de los más fáciles y cómodos para bordar, la que yo uso generalmente. Se trabaja con una cruz por cada cuadro del tejido.
Hay diferentes tipos de Aida en función del tamaño del cuadro y la densidad de la tela, número de hilos por centímetro de tela, lo que influye en el tamaño y efecto de la labor.
Aida 10 ( 10 hilos por 2,5 cm)
Aida 14 ( 14 hilos por 2,5 cm)
Aida 16 (16 hilos por 2,5 cm)
Aida 18 (18 hilos por 2,5 cm)
2.- Tela Panamá:
Muy utilizada para mantelerías y tapetes por su suavidad y caída. Se borda con una cruz por cuatro cuadros de tejido.
3.- Tela de Lino:
Ideal para trabajos más finos. Se trabaja cogiendo dos hilos en cada sentido, la puntada resultante es pequeña y el efecto muy decorativo. Se recomienda su uso cuando ya se logró experiencia en el bordado.
4.- Tela Lugana:
Se trabaja igual que el lino pero su trama es más abierta y uniforme, con lo cual es más fácil y cómodo el trabajo. La trama de esta tela es generalmente de 20 hilos ó 10 cuadritos en 2 cm.

Estos son algunos modelos de telas:



No hay comentarios: